miércoles, 14 de octubre de 2009

Peces transgénicos, ¿El futuro?

Peces transgénicos serian mas productivos
La cría comercial de peces transgénicos no está permitida en ningún país del mundo, aunque las autoridades comunitarias y estadounidenses estudian iniciar esta práctica
Los peces transgénicos, criados en granjas piscícolas y cuyo material genético está modificado, son la solución propuesta por algunos expertos al problema de la explotación masiva de mares y océanos. Sin embargo, un estudio realizado en Suecia ha dado la voz de alarma: si se escapasen al entorno natural podrían surgir problemas que conciernen al bienestar de la población.
La piscicultura comercial considera a los peces transgénicos más productivos. Crecen más rápido, son más resistentes a enfermedades, soportan mejor las condiciones meteorológicas frías y, por lo tanto, son más fáciles de criar en estas circunstancias. Pero también conllevan riesgos y efectos negativos en el entorno natural: pueden producir una acumulación de toxinas medioambientales y un elevado contenido de hormonas de crecimiento.
La cría comercial de peces transgénicos no está permitida en ningún país, pero las autoridades comunitarias y estadounidenses evalúan una serie de solicitudes para poner en marcha esta práctica. Científicos del Departamento de Zoología de la Universidad de Gotemburgo (Suecia) han advertido de la necesidad de llegar a un acuerdo entre todas las partes implicadas antes de impulsar la piscicultura comercial de estos organismos y aplicar un principio de precaución.

Fuente:http://www.consumer.es/seguridad-alimentaria/ciencia-y-tecnologia/2009/10/08/188447.php
Aporte: Mauro Ramirez

2 comentarios:

Leidy Patricia dijo...

Para realizar esto, definitivamente es indispensable una evaluación de riesgos a largo plazo, donde contemple también los posibles efectos adversos ocasionados a los consumidores.

mauro dijo...

Toda la razón.... pero que pasa cuando la seguridad alimentaria se encuentra en riesgo? se deberá priorizar cantidad a calidad?

Yo soy de la idea de que por mucha teconología que se aplique, la explotación de nuestros recursos se ha desarrollado sin visión futurista.

Creo firmemente que los recursos están disponibles y que es viable generarlos de una manera limpia y sustentable, pero vivimos en un sistema de libre mercado con mentalidad comercial y no con una mentalidad de optimización verdadera de nuestros recursos.

Hay bastantes formas de generar productos diminuyendo el impacto ambiental, pero las grandes empresas y el poder que poseen, evitan este desarrollo.