martes, 30 de junio de 2009

¿Las Frutas y Hortalizas Frescas contienen Toxinas Naturales?

La presencia de glicoalcaloides tóxicos produce color verde en las papas

Una dieta saludable suele componerse básicamente de frutas y hortalizas frescas, sin embargo, estas contienen pequeñas cantidades de toxinas naturales, que tiene como función proteger a las plantas y crear resistencia a las enfermedades y a ciertos tipos de insectos. Muchas veces los consumidores ignoran este problema. Existen ciertas medidas a tomar con el fin de evitar la exposición a estas toxinas, las cuales pueden causar efectos nocivos para la salud humana a través de su consumo.

Un ejemplo usual son las papas, las cuales pueden causar sensación de quemadura, por los diferentes glicoalcaloides que éstas producen, donde los más comunes son: la solanina y la chaconina. No obstante, bajos niveles de estas sustancias producen un agradable sabor a las papas. Sin embargo, la exposición a elevados niveles de los mismos puede causar un sabor amargo o una sensación de ardor en la boca, lo cual es signo de un alto nivel de toxicidad presente en la piel de la papa o justo debajo de ella. Los glicoalcaloides no son destruidos mediante la cocción, ni incluso friendo en aceite caliente.

Los consumidores pueden detectar estos compuestos a través de un color verde que presentan las papas. La piel de color rojo o rosado puede camuflajear el tono verdoso. Es por ello que las personas, deben evitar comer papas que muestran tonos verdosos, daño físico, que estén parcialmente podridas o con brotes.

Hay ciertas consideraciones en el manejo de las papas, una de estas es el lavado antes de cocinarlas y pelarlas o cortar ampliamente sus áreas verdes es muy importante, previo a la cocción. Las papas verdes o con grandes zonas verdes deben ser desechadas. Si las papas tienen sabor amargo o provocan una sensación de ardor en la boca, después de su cocción, no deberán de ser consumidas.

Fuente: http://www.inocuidadalimentaria.com/news/frutas_hortalizas/nota105A.html

Aporte: Jocelyn Retamal

6 comentarios:

Fernanda Astudillo dijo...

Me parece interesante abordar el tema de las toxinas naturales ya que existe el caso de los alimentos organicos, que se tiende a creer que son los alimentos mas sanos e inocuos que uno pudiese consumir. Si las papas organicas son capaces de producir estas toxinas esto no las hace tan inocuas....

Leidy Patricia dijo...

Fernanda: Es importante el punto que planteas y lo sugiero como tema de debate (por cierto, debería existir foro):
¿Qué garantiza la inocuidad de un producto orgánico?

Guillermo Figueroa Gronemeyer dijo...

Es interesante que el aumento del interés por los productos orgánicos debiera ir ligado a un programa de capacitación a los consumidores que les haga ver cuales son las ventajas y también los posibles riesgos que implica su consumo.
Si para evitar los agroquímicos (base de los productos orgánicos) se va a reemplazarlos por compost (desechos organicos de animales)ello puede aumentar los riesgos microbiológicos (zoonosis).

Quisqueya Pérez dijo...

Son tan malos los pesticidas?. Son tan buenos los productos organicos?
Los investigadores tenemos un gran reto, debemos contribuir con la producción de alimentos seguros. Es necesario definir las necesidades de la investigación en esta area.

Alejandra Lavin dijo...

creo que la clave en esto al igual que en mucho otros temas relacionedos con la inocuidad de los alimentos es la EDUCACION de los consumidores.

Pamela Ubilla Thennet dijo...

creo que el comentario del articulo sobre "recortar ampliamente" el trozo defectuoso no corresponde, como consumidores deberiamos votar por completo cualquier producto defectuoso, no solo una parte, es lo mismo que las manzanas que tiene zonas oscuras o cuando se dice "sacale lo de encimita" como si solo bastara con eso para dejar el producto libre de contamiantes. De seguros que esas practicas no entrarian en ningun programa de buenas practicas.